Príncipe y Príncipe, la obra que desató la polémica en redes #Entrevista

«El objetivo de nuestra es obra es simplemente visibilizar las diferentes formas de amar»

Príncipe y Príncipe es una obra producida por la compañía La Caja de Teatro, con dramaturgia de Perla Shumajer y basada en el cuento Rey y Rey de las escritoras e ilustradoras holandesas Linda De Haan y Stern Nijland. 

La obra fue producida en el año 2018 y cuenta con cuatro temporadas en recintos como la Sala Villaurrutia del Centro Cultural del Bosque, el Teatro Benito Juárez, el Teatro Helénico y el Salvador Novo del Cenart.

Sin embargo fue hasta el día de ayer cuando la Secretaría de Cultura compartió un tuit en el que invitaba a ver un fragmento de esta obra, dentro de su espacio Contigo en la Distancia con motivo del Día del Niño, que la polémica se desató en Twitter.

Bajo el hashtag #ConLosNiñosNo usuarios de twitter criticaron la difusión de esta obra a través de la Secretaría de Cultura, acusando de una intención a imponer una «ideología de género».

Cabe destacar que esta aseveración fue hecha sin conocer la obra completa, ya que ante la contingencia no hay funciones por ahora.

Para profundizar más sobre el mensaje y el fondo de la obra Príncipe y Príncipe, así como de la polémica desata en redes sociales, conversamos con Félix Arroyo, productor de la puesta en escena.

Félix Arroyo

Esta obra es dirigida a público joven, por lo que la construcción de la comunicación se realiza de manera específica, entonces, ¿La obra contó con un pedagogo o psicólogo infantil para adaptar la comunicación de sus conceptos?

Sí la obra fue acompañada en el primer proceso de ensayos y montaje por una pedagoga, Regina Novelo, más que por aspectos del tema, para saber si estábamos comunicando de una forma clara hacia el público que va dirigida la obra. Además de asesoría en términos de dramaturgia, actuación, escenografía, etc.

Parte del mensaje opositor a la obra por parte de usuarios de redes es que se intenta educar en una ideología ¿Consideras que las expresiones artísticas deben de tener como objetivo educar y no autolimitarse a ser un medio de entretenimiento?

Yo creo que las expresiones artísticas no tienen como objetivo educar, soy de esas personas, y en la compañía creemos que nuestra misión como artistas o como creadores no es necesariamente educar, porque esa es una labor para la que se requiere implementar otro tipo de mecanismos que no son necesariamente los de un espectáculo.

Creo que el arte en general y el arte escénico como es el teatro, necesitan expresar y comunicar, y tener claridad de qué mensajes estamos queriendo comunicar a nuestros interlocutores, de tal modo que sea claro y contundente.

Si nosotros los que hacemos teatro o cualquier otro artista, se fijara como meta educar a la población, estaríamos cayendo en un error de origen.

Ante la polémica desatada en redes sociales ¿La obra tiene como objetivo difundir una “ideología de género”?

No nos sorprende que la obra genere polémica, de hecho ya ha generado polémica en otras situaciones. Esta vez con lo de redes sociales nos sorprendió que un spot tan pequeñito que es el que subimos contigo a la distancia que es el que promovió la Secretaría de Cultura, haya tenido tanta difusión, por parte de la seretaría, pero por parte también de quienes no están de acuerdo con el mensaje que estamos transmitiendo.

No creo que la obra tenga como misión difundir la ideología de género puesto que no creo que exista la ideología de género, hablar de una ideología determinada quiere decir que hay preceptos que se deben de inculcar a las sociedades o las personas y el género o la sexualidad no es algo que se inculque, es algo que se vive, creo que no es ese el objetivo de nuestra obra.

El objetivo de nuestra es obra es simplemente visibilizar las diferentes formas de amar.

Entonces ¿Existe realmente la “ideología de género” o es un concepto inadecuado para hablar de diversidad?

Yo creo que definitivamente no existe la ideología de género, creo que es un concepto que se inventaron quienes son promotores de los antiderechos de las comunidades o de las distintas formas de expresarse en todos los sentidos.

No solo en la temática del género, como en Sudáfrica que se decía que existía una ideología de raza cuando se les prohibía compartir los lugares comunes en su país, el término ideología de género es un término que se acuñó desde quienes son opositores a las garantías y derechos de las personas.

Sin duda esta obra es una propuesta distinta entre toda la oferta cultural para público joven ¿Por qué es importante producir trabajos artísticos como Príncipe y Príncipe?

Para mí es importante que existan este tipo de obras como Príncipe y Príncipe, porque quienes nos dedicamos al arte estamos seguros que el arte ayudará a cambiar el mundo en general.

Es una utopía necesariamente inscrita en el quehacer artístico y tiene mucho que ver con la contrariedad de educar a la gente, no es educar a la gente, tenemos que cambiar el mundo a través de la consciencia, de la visibilización de temas que son tabús, de temas que son importantes de hablar, porque existe gente que padece de distintos prejuicios.

Porque existe gente que se opone a que otras personas tengan derechos. Es normal y es natural que la gente se oponga, llevamos cientos de años adoctrinados por la religión y no solo la católica, hablo de la religión de una forma genérica, entonces es normal que la gente se oponga a que un día llegue una idea que cambie su realidad y sienta que le van a destruir el mundo, es normal que ocurra y por ello creo que es necesario que existan este tipo de proyectos artísticos.

Expresiones y opiniones diversas, existen muchas, pero desde dónde crees que se origine el rechazo a expresiones con estas temáticas, ¿De la ignorancia, miedo, odio?

Mucho tiene que ver con la religión y con las formas religiosas de educar, últimamente en algunas series de Netflix, se ha tocado la temática sobre la imposición de ideologías, esas sí, ideologías religiosas que creen que el mundo es como creen que es, pero no.

Siento que ahí se origina gran parte del problema, de entrada el que la mujer no tenga participación pública de algunos grupos religiosos, basta y sobra para poderlo decir, creo que es importante que se exprese en las diferentes temáticas y creo que es la religión el principal núcleo en donde se generan estas temáticas adversas.

De todas la opiniones que se exteriorizaron ¿Qué es lo que te parece más preocupante de las reacciones en contra de la obra en redes sociales?

Lo que me preocupa de las redes sociales mas que la polémica, porque todo lo que ocurre en la actualidad en las redes sociales es generar polémica, existen los buenos contra los malos, los sabios contra los ignorantes, es una premisa tener la razón por sobre todas las cosas y me incluyo.

En ocasiones no tenemos la apertura para recibir la información del otro, a veces basta con que esté yo ante la negativa de tener o no a razón, es natural que eso ocurra en redes sociales.

A mí lo que me preocupa es que haya gente, y hay por ahí un par de personas que tienen un cargo público, que expresen sentimientos contrarios a las minorías, como un diputado de Nuevo León que empezó a circular este hashtag #ConLosNiñosNo, pero es normal que la gente exprese sus opiniones y que incluso estén erradas, ahora lo vemos con la pandemia, la gente circula fakenews y se puede entender.

Lo que me parece preocupante es que gente que tiene cargos públicos circule estos hashtags para promover sus propias ideologías y que no tiene nada que ver con la reserva de derechos de la mayoría de las personas, eso es lo que me podría preocupar especialmente.

En general este desacuerdo con temas de diversidad tiene su origen en conceptos religiosos ¿Debe el arte obedecer a las normas originadas desde los dogmas religiosos?

No necesariamente el arte debe obedecer a dogmas religiosos, también es necesario reconocer que existen expresiones atísticas dentro de estos dogmas que son muy valiosas por su calidad, por su contenido, tampoco todo lo que ocurre en las religiones es malo, sin embargo debe de verse como una expresión contenida dentro de una ideología religiosa y tenerlo en cuenta por su calidad o cualidad artística.

Existe la pintura medieval, religiosa o sacra y a mí me parece extraordinaria, me encanta de pronto visitar iglesias con murales o con cuadros de pasajes bíblicos, es interesante ver, conocer la técnica, etc. Sin embargo uno deber de ser consciente que lo que está viendo es una alegoría con una ideología específica y que no necesariamente es lo que creemos todos.

¿Deben las dependencias culturales federales dirigir o modificar sus programas para satisfacer a grupos o sectores de una u otra corriente de pensamiento para evitar la polémica?

Yo agradezco que las autoridades federales se preocupen por exponer diferentes tipos de arte y de quehacer escénico, pero también diferentes tipos de vista.

Esta obra se realizó en un 70% con un estímulo que se obtuvo del FONCA en el 2018, antes de las elecciones, es decir antes del gobierno actual, y se ha promovido en el gobierno que tenemos actualmente.

Debo decir que gracias a los incentivos que se han promovido por el gobierno hemos podido existir, a diferencia de hace 10 años que fue la primera vez que se montó nuestra obra aquí en la CDMX, nuestra obra ha corrido con mejor suerte que aquella vez, en ese entonces la gente estaba aún más cerrada y pese a que no había redes sociales, la gente estaba más cerrada a estos contenidos y no tuvieron el éxito que hemos tenido nosotros o la difusión que hemos tenido nosotros.

Yo creo que es fundamental que el gobierno promueva todos los puntos de vista siempre y cuando se cuide que no se violenten los derechos de los demás.

Bajo esta diversidad en la que vivimos los habitantes de la Ciudad de México ¿Qué es lo que aporta Príncipe y Príncipe al público joven de México?

La aportación de Príncipe y Príncipe al teatro, a la actividad escénica en la cdmx, a los niños, a los jóvenes, es justo tener una obra de calidad, antes que el mensaje mismo.

Nuestra obra está hecha con muchísima calidad, con un excelnte vestuario que fue nominado a los premios metropolitanos de teatro, una escenografía de mi autoría que también fue nominada a esos premios.

Nos han dado tres reconocimientos en tres diferentes instancias, nos han dado el Premio Metropolitano de Teatro a mejor obra para público joven, el Premio de la Asociación de Críticos y Periodistas de Teatro a la mejor obra para el público joven y el premio que otorgó el Time Out Pride Awards al mejor proyecto cultural del año 2019.

Estos reconocimientos es por el mensaje que estamos transmitiendo, por la calidad artística de la obra y todos lo valores que en ella se implementan como escenografía, vestuarios, iluminación, actores, dirección, dramaturgia etc.

¿Cuáles son los valores o premisas en las que se sustenta la obra?

El mensaje es una apuesta a esa concepción que tenemos como artistas de querer involucrar al público joven en temáticas que son pertinentes, yo tengo un hijo y él entiende perfecto de qué trata la obra y no le causa ninguna deconstrucción en su propio entorno, al contrario, construye a través de lo que ve y tiene criterio suficiente para hacerlo y tiene 7 años.

Lo mismo nos pasa cada que llega el público infantil al teatro, los niños son quienes salen asimilando mejor la obra porque aún no están llenos de prejuicios como los papás, creo que esa es una gran aportación que estamos dejándoles a los niños un mensaje que pueden promover con sus propios padres.

Aveces se piensa que el teatro infantil es para entretener a los niños con una bonita historia, hacer una fanfarria y se acabó, quizás sí, pero proponemos que sean los niños quienes cambien la mentalidad de los padres y eso pasa continuamente con nuestra obra por fortuna.

Esta una obra que habla de un príncipe que para complacer a su madre, quien está cansada de reinar, debe de casarse para poder reinar, al final no encuentra a una princesa, encuentra a otro príncipe.

Contenido relacionado

Celebra 15 años de teatro con la compañía Los Tristes Tigres en el Foro Shakespeare