Protege datos personales de tus hijos al usar juguetes conectados a Internet

Los juguetes conectados a Internet crean nuevas oportunidades de interacción y aprendizaje, pero presentan riesgos de seguridad y privacidad

El Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI) emitió recomendaciones a los padres de familia para que se aseguren de proteger los datos personales de sus hijas e hijos en el uso de juguetes electrónicos y dispositivos conectados a Internet.

Con la irrupción de las nuevas tecnologías en el sector juguetero, cada vez son más las opciones de entretenimiento infantil que ofrecen una conexión a Internet para poder desarrollar otras formas de diversión.

Los juguetes conectados a Internet o juguetes inteligentes crean nuevas oportunidades de juego interactivo y aprendizaje; sin embargo, también presentan retos importantes en términos de seguridad y privacidad.

Te puede interesar: Alerta la Policía Cibernética por juego en línea que puede robar los datos personales de los usuarios

Un juguete inteligente es aquel que contiene elementos electrónicos como cámara, micrófono, geolocalizador, conexión a Internet vía Wi-Fi o por conexiones móviles.

En esta categoría podemos encontrar desde un robot dirigido por una aplicación móvil a una tableta para niñas y niños, muñecos o peluches controlados a distancia.

Todos estos juguetes o dispositivos requieren del uso de datos personales e incluso algunos piden imágenes que se almacenan en la nube. Esta situación puede poner en riesgo la privacidad y seguridad, tanto del menor, como de su entorno familiar.

Sin un control adecuado, los datos personales pueden caer en manos de desconocidos o ciberdelincuentes y dar cuenta de gustos, horarios e, incluso, de la localización del menor. Asimismo, se abre la posibilidad de obtener imágenes o videos grabados en el entorno doméstico o familiar, lo cual representa un riesgo para su seguridad.


Ante este escenario, el INAI emite las siguientes recomendaciones:

  1. Revisar la información y opiniones sobre el dispositivo o el juguete.
  2. Identificar qué datos personales serán utilizados, para qué fin y si son
    compartidos con terceros.
  3. Leer los términos y condiciones relacionados con la privacidad.
  4. Verificar la forma en que se solicita y se proporciona el consentimiento para el uso de los datos personales en los dispositivos.
  5. Revisar que el fabricante proporcione información o los medios para ejercer los derechos ARCO (Acceso, Rectificación, Cancelación y Oposición).
  6. Identificar si el juguete conectado puede grabar, entender algunas palabras o frases, tomar imágenes o capturar video de los usuarios.
  7. Verificar si utiliza datos de ubicación GPS y, en su caso, que sea claro cómo deshabilitarlos.
  8. Si el juguete se conecta con alguna aplicación, verificar cómo se realiza y
    protege la conexión y los datos que se intercambian durante su uso. Es
    importante leer la política de privacidad de la aplicación.
  9. Apagar el juguete cuando no se esté utilizando para evitar que siga recabando datos.
  10. Ser precavidos con los datos personales que se introducen en los juguetes electrónicos y mantener siempre un nivel de seguridad alto.

IPR

Contenido relacionado

El INAI advierte a padres de familia sobre riesgos de publicar fotografías “graciosas” de hijos

Tags: , , , ,

Trackback from your site.

SALUD Y BIENESTAR TOTAL


Quienes Somos

Somos un equipo amplio de colaboradores y redactores capitaneados por Francisco Zea, que nos enfocamos en traer las noticias que importan, contadas como el lector quiere.

Comentarios Recientes