Respeto al ejército nacional.

Francisco Zea
Francisco Zea

Solo he podido identificar un profundo amor a México. Devoción, pasión y servicio. El ejército no es enemigo del pueblo ni de las ideas de izquierda.

Estoy profundamente preocupado por la agresión al cuartel del 27 Batallón con sede en Iguala. Muchachos embozados, como es costumbre, lanzaron bombas “Molotov” en contra de la puerta de entrada del cuartel incendiando la misma y calcinando también un cajero de Banjercito. Mi preocupación se basa en argumentos legales y también lógicos.

Según las diferentes convenciones internacionales, un ataque de este calibre puede ser considerado como una agresión con derecho a responder con la fuerza del ejército. Me queda claro que nuestro ejército es templado y viene del pueblo. Que jamás tomarían una determinación de atacar a civiles que no están armados con armas de fuego. Por lealtad, por disciplina, por qué son unos profesionales y como diría AMLO son pueblo con uniforme.

Pero por el otro lado me pregunto, que puede llegar a pasar cuando en una situación extrema un soldado o un mando tome la determinación como es su derecho de disparar en contra de los agresores?
No puedo borrar con letras los excesos reales en los que han incurrido miembros de la fuerzas armadas, violando derechos humanos. Pero tampoco puedo borrar que un grupo grande de mexicanas y mexicanos se despiertan todos los días a partirse la madre por los mexicanos. Ya sea en la aplicación del Plan DN-III cuando se presenta una emergencia o un fenómeno natural catastrófico. No puedo borrar tampoco que nuestras fuerzas armadas se parten el alma todos los días, sin un marco jurídico adecuado, para abatir a delincuentes que van desde huachicoleros hasta traficantes.
Es verdaderamente una grosería que la SEDENA ponga los muertos y solo se reconozcan a aquellos que en el fragor de la lucha comenten excesos.

Pero vuelvo a la agresión de los presuntos estudiantes de la normal rural Raul Isidro Burgos de Ayotzinapa. De verdad los miembros del ejército mexicano tienen que aguantar que se les ataque, que se queme un cajero de una institución que depende de la Secretaría. Hasta cuándo van a tener el temple para no responder?. A veces pienso que se trata de una celada para desprestigiar a nuestras fuerzas armadas. No entienden que atacar al ejército es darle en la madre a la última trinchera de este país. Las policías fallaron y nos queda solo el ejército y hay un movimiento perverso para desprestigiarlo, nada más equivocado. No es una institución perfecta, tiene errores por qué es de humanos, pero es muy peligroso desprestigiarla de esta forma, por qué como diría el “Chapulín Colorado”, y ahora quien podrá defendernos.

He tenido el honor de convivir con muchos miembros del ejército mexicano. Desde el General Secretario Salvador Cienfuegos, hasta miembros de la tropa, y solo he podido identificar un profundo amor a México. Devoción, pasión y servicio. El ejército no es enemigo del pueblo ni de las ideas de izquierda. Tenemos un ejército institucional y que es el más eficiente del mundo en función del presupuesto que se destina. Creo que ha llegado el momento de dejar de faltarle al respeto. Creo que fue suficiente los ataques recientes y el culparlo de una guerra desmedida que ellos no empezaron, pero de la cual no saldrá nadie victorioso sin la participación de los heroicos mujeres y hombres que de forma patriótica arriesgan la vida por nosotros.

Lejos de los errores de toda institución pido respeto y reconocimiento a nuestro ejército, que reitero es el mas eficiente del mundo. Que se castigue lo malo pero cuando carajo reconoceremos su esfuerzo.

Be the first to comment

Opina

Tu email no será publicado .


*