Yves Saint-Laurent… el genio que ideó la minifada y revolucionó el sexo

Yves Saint-Laurent... el hombre que ideó la minifada y revolucionó el sexo
Yves Saint-Laurent... el hombre que ideó la minifada y revolucionó el sexo

Yves Saint Laurent cambió para siempre la manera de vestir de las mujeres, imponiendo en la alta costura un estilo que aportó mucho a la revolución sexual

El 1 de junio de 2008 murió uno de los grandes, pero de los GRANDES en la industria de la moda. Yves Saint-Laurent, el diseñador francés que llegó a ser uno de los nombres míticos de la alta costura al revolucionar la concepción de la mujer en la época, que seguía viendo a la mujer como un mero maniquí.

Nacido en Argelia en 1936, llegó a París con 17 años dispuesto a comerse el mundo. Y pronto demostró que su empeño iba en serio, pues el mismísimo Christian Dior se rindió ante su talento al convertirlo en su mano derecha.

Recuerdo cuando lo descubrí, allá por 1995 y que tomé el curso intersemestral de Diseño Gráfico. Entonces, una tarea que me dejaron fue hacer un colage con todos los recortes que encontrara sobre moda… Gucci, Chanel, DG, Dior, Versace, etc. Todo un mundo de diseños, líneas, texturas, propuestas, etc.

Y esa serie de documentales que pasaron por el Once, coronada por Linda Evangelista -la más grande-, donde abordaban todos los aspectos de la moda, desde el más frívolo hasta las indignantes condiciones laborales que llegan a padecer las costureras.

Lo maravilloso y absurdo a la vez de lo efímera que es la moda… y es que, la moda lo mismo tiene el trabajo de maquila que el artesanal no sólo de las piezas únicas.

Su afición al arte le llevó a homenajear a maestros como Mondrian, Picasso y Braque con vestidos que reproducen sus motivos. Una exposición en La Coruña (febrero de 2008) ilustraba esta influencia en su trabajo, reuniendo sus diseños junto con obras de arte que los inspiraron.

A diferencia de otros diseñadores, de carácter tímido, huía de los focos y odiaba ser el centro de atención, producto de una infancia difícil en la que su homosexualidad lo hizo blanco de bullying en la escuela, por lo que llegó a ser un adulto con muchos traumas internos.

Situación que fue propicia para que quedara enganchado en el consumo de alcohol y cocaína, así como a los neurolépticos que le receptaban para tratar sus distintos trastornos. 

Maniático, ambicioso, perfeccionista al extremo y siempre vanguardista, siempre arriesgado, siempre Saint-Laurent… anunció su retirada del diseño en enero de 2002, tras pasar a la historia como el primer modisto que expuso su trabajo en un museo, el Metropolitan de Nueva York, que en 1983 dedicó una muestra a sus creaciones.

Mientras que el Museo de Bellas Artes de Pekín exhibió también sus obras en 1985, y en 1986 el Museo de la Moda de París, enclavado en el Louvre, le ofreció una retrospectiva.

Saint Laurent cambió para siempre la manera de vestir de las mujeres, imponiendo en la alta costura un estilo más adecuado a la vida contemporánea, de clara inspiración masculina, con modelos como su celebrado esmoquin de mujeres, sus vestidos trapecio o su blusa de tul transparente, con la que hizo su aportación a la revolución sexual.

IPR

Contenido relacionado

Giorgio Armani, el hombre de la elegancia en la industria de la moda

Be the first to comment

Opina

Tu email no será publicado .


*