,

Desde las telenovelas hasta TikTok, Thalía celebra casi medio siglo de vida

Admirada por millones y criticada por otros, Thalía es considerada una de las mexicanas con mayor influencia entre la comunidad latina

Ariadna Thalía Sodi Miranda, nació un 26 de agosto de 1971 en la Ciudad de México, creciendo en la tradicional colonia Santa María la Ribera. Con una larga trayectoria artística que comenzó siendo aún niña, alcanzó el reconocimiento masivo al integrarse al popular grupo Timbiriche, a mediadios de los años 1980.

Con varios discos como solista y un importante paso por las telenovelas mexicanas, es considerada una de las artistas más representativas no solamente de México, sino a nivel latino.

A principios de los años 1980, participa el festival Juguemos a Cantar, primero con el grupo Din-Din y después por cuenta propia con el tema “Moderna Niña de Rock”.

Posteriormente es parte del elenco de la puesta en escena Vaselina, junto a los “timbiriches” y otras estrellas infantiles de la época, obteniendo el papel estelar de Sandy Dee en la reposición de la misma, hasta que es llamada a integrarse en 1986 a Timbiriche, en sustitución de Sasha.

Junto a Eduardo Capetillo, Erick Rubín, Diego Schoening, Mariana Garza, Edith Márquez, Alix Bauer y Paulina Rubio, graba los discos 7, 8 y 9, así como el sinfónico “Los clásicos de Timbiriche”, sobresaliendo con los éxitos radiales “Si no es ahora” y “No sé si es Amor”.

En cuanto a telenovelas, su primera participación en la pantalla chica fue en Pobre señorita Limantour, como Dina, la hermana menor de la protagonista Ofelia Cano.

Seguida de esta intervención, protagoniza junto a Adela Noriega la exitosa telenovela juvenil Quinceañera, haciendo historia como la primera producción de este tipo que abordaba problemas sociales como las drogas, el pandillerismo, el embarazo adolescente y la violación.

Para 1989 abandona Timbiriche y tiene su primer papel protagónico en Luz y sombra, telenovela de trama cruda que no tiene mayor éxito entre la audiencia, y al finalizar las grabaciones se traslada a Los Ángeles, California, para iniciar una ardua preparación, en aras de comenzar una carrera como solista.

Presentando a finales de 1990 “Thalía”, su primer material del que se desprendieron sencillos como Saliva, Un pacto entre los dos, Amarillo azul y Pienso en tí.

Para mediados de 1991 presenta Mundo de cristal, su segundo disco en solitario. Al que le sigue Love de 1992, que con un sonido renovado tras su estancia de seis meses en España tras co-conducir el show VIP Noche junto a Emilio Aragón. Con Sangre, Love y No trates de engañarme, sorprende al separarse de los sonidos que para entonces hacían sus contemporáneas.

Durante la década de 1990, Thalía alterna su carrera musical con la de actriz de telenovelas, protagonizando la trilogía María Mercedes, Marimar y María la del Barrio, que al ser vistas por más de mil millones de personas, consolida su marca personal en mercados internacionales difíciles y competidos como el brasileño, interpretando a jóvenes de origen humilde llamadas María, que causaron críticas al estereotipar la pobreza.

Después de Love, graba En Éxtasis y Amor a la mexicana, producidos por Emilio Estefan y más enfocados al emergente pop latino de la época, logrando colocar sencillos como Piel morena, Amándote, Quiero hacerte el amor, María la del Barrio, Amor al mexicana, Por amor, Mujer latina y Echa pa´lante.

Para 1997 graba el tema principal de la cinta animada Anastasia de 20th Century Fox, regresa a la televisión en 1999 para protagonizar Rosalinda, producción que fue considerada como la telenovela mexicana más costosa en toda la historia, así como la más vendida al ser distribuida en 135 países. Sin embargo, no obtuvo el rating esperado y salió del aire varios meses antes de lo esperado.

Empezando el nuevo milenio, saca los materiales Arrasando en abril del año 2000, del que se desprendieron sencillos como Arrasando, «Entre el mar y una estrella, Regresa a mí y Reencarnación. En 2001 lanza Thalía con banda: Grandes éxitos, en el que sus éxitos los graba con banda sinaloense.

En mayo de 2002, ya casada con el empresario estadounidense Tommy Mottola, saca su séptimo trabajo de estudio bajo el título Thalía, que tuvo como sencillos a Tú y yo, No me enseñaste y ¿A quién le importa?, cover del éxito ochentero de Alaska y Dinarama.

En los siguientes años presenta Greatest Hits, recopilatorio de sus discos grabados con la disquera EMI, con dos temas inéditos que fueron Cerca de ti y Acción y reacción. A este le siguió El sexto sentido y Lunada, con el que da por terminado su contrato discográfico.

Para finales de 2009, tras una especie de retiro obligado de varios meses por los síntomas que le generó la enfermedad de Lyme, Thalía regresa con Primera fila para la disquera Sony Music Entertainment, cuyo primer sencillo Equivocada rápidamente se posicionó en las listas de popularidad, al igual que Qué será de ti (Como vai você)», Estoy enamorado, Enséñame a vivir y El próximo viernes.

Con éxito internacional y un resurgimiento gracias a Primera Fila, grabó Habítame siempre en 2012, Amore mio en 2014, Latina en 2016 y Valiente en 2018, además de los discos infantiles Viva Kids Vol. I y Vol. II, en 2014 y 2020, respectivamente.

Así, llegando casi a los 50 años de edad y con una posición económica holgada, Thalía ha incursionado en actividades empresariales y filantrópicas, siendo considerada una de las mexicanas con mayor influencia entre la comunidad latina ya sea con sus discos o sus recurrentes publicaciones en las redes sociales.

IPR

Contenido relacionado

Timbiriche celebra sus 35 años en el Auditorio Nacional

Mas Noticias